La política monetaria, factor clave en el crecimiento de la Eurozona

La economía de la Eurozona creció en 2015 un 1,5%, como resultado de un pujante aumento del PIB de España (3,2%), junto con modestos crecimientos de Alemania, Francia y, especialmente, Italia, con alzas menores en el último trimestre y de recesiones, como las experimentadas por Grecia y Finlandia. A resaltar, aunque no se conocen los datos del último trimestre del año, el crecimiento de Irlanda que alcanzaba un 6,8% al término del tercer trimestre. Sigue leyendo