El BCE inicia su programa de globos sonda

Aunque Draghi no da pistas sobre el futuro de la política monetaria a seguir por el BCE, han empezado las filtraciones controladas que apuntan a que, entre otras medidas, se está estudiando ampliar el actual programa de compra de activos (QE) a bonos de corporaciones locales o deuda pública sub-soberana (ayuntamientos y autonomías, en el caso de España), lo que permitiría a comunidades como la de Madrid –la que más deuda emitida tiene- con una deuda emitida de cerca de 16.000 millones de euros, beneficiarse de la posible decisión, algo que no podría hacer Cataluña que con una deuda emitida de 8.460 millones de euros que quedaría al margen de la política monetaria del BCE al haber sido sus bonos calificados como “basura” y, por lo tanto, incomparables.
La hipótesis de una nueva ramificación de la actual política monetaria del BCE para lo que la autoridad monetaria destinaria algo más de 60.000 millones, choca con ciertas limitaciones, una de las cuales es la elevada concentración de estas emisiones en países como Alemania y España (86% y 10% respectivamente), mientras que Francia o Italia apenas tienen desarrollado un mercado en este sector.
El BCE realizó un “pre-anuncio” de nuevas medidas -reducción de tipos, incluida- en el Consejo de Gobierno del 3 de septiembre, aunque lo hizo con más claridad el del 22 de noviembre, aunque son distintas las hipótesis las que se manejan. Todo ello, comporta un alto grado de incertidumbre y ninguna de las medidas posibles manejadas por los analistas son excluyentes, aunque en la elección definitiva influyen también las acciones que pueda llevar a cabo la Reserva Federal. Sin embargo, el Consejo de Gobierno del BCE se celebrará el 3 de diciembre, dos semanas antes que la reunión de la Fed, cuya reunión se celebrará el 16 de diciembre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *